logotipo
Diseño & Desarrollo Web
que Conecta con tu Cliente

Por qué una página web minimalista no es tan simple y qué hay que tener en cuenta para crearla.

1541711116-webMinimalismo.jpg

Publicado por Laura

Como ya comenté en el post Diseño y Desarrollo Web Minimalista, el por qué detrás de nuestro proyecto, en F12studio creamos páginas webs basándonos en los principios del minimalismo.

Muchas veces hay cierta confusión de términos y se tiende a pensar que simple y minimalista son sinónimos.
Por eso en el post de hoy vamos a hablar de como aplicar los principios minimalistas al diseño y desarrollo de una página web.

Seguramente tú sabes cuales son estos principios, cómo te benefician en tu vida, cómo te hacen ser más consciente y consecuente con tu entorno.

Bueno, pues para hacer una web minimalista hay que invertir tiempo, analizar y ser conscientes de qué es exactamente lo que necesita y lo que no esa web para que comunique de la mejor manera posible la filosofía y trabajo de la empresa.

Es un trabajo de conocimiento profundo de la empresa que se plasma y hace visible en la web, estos son los puntos en los que hay que trabajar para llegar a tener una web minimalista:

1. Priorizar / Organizar:

Debemos tener claro que contenido queremos en nuestra web, por qué y para qué es importante. Descartando aquel que no aporta valor, gira sobre una idea ya explicada, no acaba de conectar o comunicar de manera clara lo que queremos transmitir a nuestro cliente.
Una vez hemos revisado todo el contenido, hay que organizarlo en las distintas páginas o secciones.
Así podremos llegar a priorizar y jerarquizar cada contenido en cada parte de la web y hacer que visualmente tome mayor protagonismo unos textos e imágenes sobre otros.

2. + Silencio – Ruido:

Sé que hay mucha gente que tiene miedo a los espacios en blanco, a los silencios pero éstos son necesarios.
Los espacios en blanco, o cómo me gusta llamarlos a mi, los silencios visuales nos ayudan a descansar la vista, permite centrarse en lo importante pero además ayudan al cliente a no distraerse cuando está realizando una acción en la web, e incluso a que se fíe más de la empresa que está visitando.
Cuando hay mucho ruido visual en una web, como ventanas emergentes, anuncios, ornamentos que distraen no acabamos de centrarnos en nada y seguramente acabemos frustrados sin haber conseguido encontrar aquello por lo que nos metimos en la web.

3. Ni más ni menos funcionalidades:

Es muy importante, antes de empezar a crear una página web, saber qué queremos que el cliente sea capaz de hacer y qué va a necesitar para llegar a ello.
Por eso se debe crear una lista con todas las funcionalidades que queremos para poder interactuar con el cliente.
Una vez pensadas es el momento de crearlas, es muy importante hacer este paso porque no queremos llenar nuestra web con funcionalidades “por si acaso”.
Obviamente todas aquellas funcionalidades que te ayuden a comunicarte y conectar con tu cliente deben estar y en algunas web hablaremos de 8 y en otras de 80, esto es una cuestión de complejidad del proyecto.

4. Ser empático y facilitar la experiencia:

Con los puntos anteriores ya estamos facilitando la experiencia de nuestro cliente ya que cuando reducimos elementos y funcionalidades la web se vuelve más usable, más amigable.
Aún así siempre recomiendo ser empáticos, pensar: “si yo fuera mi cliente cómo querría que fuera mi web”.
Una gran opción es preguntar a amigos, clientes, familiares qué creen que les haría la experiencia más sencilla, más amable.
Es muy importante también entender que vamos a tener clientes de muchos tipos y que nuestra web debe ser fácil de usar tengan el nivel que tengan.
Además de reducir el tiempo en el que hacen una acción, no es recomendable que haya más de 2 clicks para realizar una sola acción.

Para poder desarrollar de manera adecuada una página web basada en los principios minimalistas es necesario:

keyboard_arrow_righttener muy claro cómo se va a enfocar el proyecto

keyboard_arrow_righthacer un buen estudio de las necesidades de nuestros clientes y nuestras a nivel de comunicación e interacción

keyboard_arrow_rightser conscientes y empáticos para poder ayudar a que la experiencia con la web sea lo mejor posible.

Por todo esto cuando veo que se utiliza la palabra simple como sinónimo de minimalista pienso: “llegar a este punto de conocimiento como para quedarnos con lo que realmente aporta valor y nos identifica no es fácil ni simple”. Y que ésto se refleje en una página web tampoco.

¿Y tú que opinas sobre minimalismo y simplicidad? ¿Crees que una página web basada en los principios minimalistas encaja con tu filosofía de empresa?

Puedes escribirnos un mail a contacto@f12studio.es contándonos tu opinión y también si tienes alguna duda.
Y si quieres saber más sobre los procesos para tener una web basada en estos principios descarga AQUÍ gratis nuestra Guía de Diseño Web Minimalista, llena de trucos y ejercicios paso a paso.

Categorías: Desarrollo Diseño